El Emprendimiento de Base Tecnológica en México

Escrito por  Martes, 30 Septiembre 2014 03:47

 

 

La innovación es el motor y el resultado de los avances técnicos, organizativos, sociales y culturales del ser humano.

Pero es recientemente cuando se presta mayor atención a este fenómeno. La búsqueda de una descripción explícita lleva a diferenciar qué es o no es innovación y una mejor comprensión de su origen. En la actualidad, de forma general se entiende la relación que existe entre el avance del conocimiento y la competitividad empresarial. Schumpeter describió la importancia de la innovación para el crecimiento y la competitividad de la economía desde su planteamiento de la destrucción creativa, consistente en un proceso dinámico de sustitución de las antiguas tecnologías por otras nuevas. 

 


El primer paso para delimitar la definición de innovación es distinguir entre invento e innovación. Un invento es la aplicación de una idea novedosa, por el contrario, la innovación es la comercialización de un invento. Además, no todos los inventos son comercializables inmediatamente (Fagerberg, 2005) ya que algunos no son económicamente rentables, otros tardan en ser aceptados por el mercado o incluso no son viables sin otras mejoras o innovaciones. Para ilustrar esta cuestión. La importancia de la innovación en la competitividad de la economía demanda un mejor conocimiento de su impacto real y de las dificultades a las que se enfrentan las empresas para desarrollarla con éxito. Y un aspecto esencial es, la creación de empresas de alto valor añadido basadas en el desarrollo de avances científicos y tecnológicos en sectores estratégicos como elemento dinamizador y catalizador del crecimiento.

No todas las innovaciones tienen el mismo grado de novedad. Las más novedosas tienen un mayor impacto y son más difíciles de imitar. Estas pueden suponer un cambio total en la estructura de un mercado, incluso eliminar familias enteras de productos como ocurrió con el disquete y el CD-ROM. Pero también pueden abrir un conjunto amplísimo de nuevas posibilidades como en el caso de Internet, teléfonos móviles, etc. (Bessant y Tidd, 2009). Este tipo de innovación denominada radical vuelve obsoletos muchos de los conocimientos técnicos y experiencias previas adquiridas por los empleados.

México está inmerso en la llamada “Economía basada en el Conocimiento”, la cual argumenta que “las mejoras en los ámbitos económicos y sociales se pueden alcanzar por medio de la aplicación y difusión del conocimiento para actividades productivas” (Calestous & Yee-Cheong., 2005). En línea a la propuesta anterior se encuentra la prospectiva planteada por la OECD, que asevera que la aplicación de la ciencia, el desarrollo tecnológico y las actividades de innovación son un medio para perseguir mejoras en los ámbitos económicos y sociales.

Por otro lado, se ha estudiado que las PYMES tienen una participación muy reducida en actividades de innovación y a su vez éstas no innovan solas, sino en colaboración con organizaciones, otras empresas (clientes, proveedores), universidades y centros de investigación (OECD, 2010). Es por ello que es necesario entender las dinámicas por las cuales se pueden promover el desarrollo de relaciones de colaboración entre los actores de la innovación, sobre todo en las PYMES, que es el sector más conglomerado, menos rentable y más competitivo en la economía mexicana. En este sentido, las Pymes en México buscan participar en Proyectos de Innovación Tecnológica no sólo por el simple interés de promover su competitividad, productividad o rentabilidad, sino porque de no hacerlo perderían su participación total o parcial en el mercado (Soto, Espejel, & González).

En México el 98 % de las empresas se pueden catalogar como PYMES. Asimismo, de acuerdo a las estadísticas económicas del Informe Anual del 2011 de Banxico, éstas únicamente contribuyen al 60 % del PIB de México. Esto significa que el 2% de empresas grandes restantes aporta el 40% del PIB a la economía Mexicana. A priori, se puede apreciar dos cosas fundamentales de estas estadísticas. La primera, evidentemente, es la vasta cantidad de PYMES y la segunda es su baja contribución al Producto Interno Bruto en comparación con las empresas grandes. 

Es aquí donde radica la importancia de que la generación de nuevas empresas que tengan la capacidad de producir bienes y servicios con un alto contenido de conocimiento especializado con posibilidades reales de internacionalización así como la generación de una derrama importante económica y de conocimiento que beneficie a sus stakeholders1

 

Qué es una empresa de Base Tecnológica

Las empresas de base tecnológica son el exponente más claro de la economía del conocimiento. En la actualidad, sus características específicas y diferenciadoras de otras empresas las convierten en un impulsor del desarrollo económico. Estas empresas generan nuevo conocimiento como utilizan el creado por otras entidades de su entorno. 

El efecto positivo de este tipo de empresas sobre la economía es fruto de su capacidad para llevar los avances en el campo de la ciencia y la tecnología a la sociedad y al resto de empresas a través de soluciones industriales o de mercado. Las empresas de base tecnológica en comparación con las no basadas en la tecnología están más conectados con los agentes de su entorno, incluso pueden considerarse elementos de difusión de los avances logrados, al trazar puentes entre el avance científico y los mercados (Donkels y Jean Pierre, 1990).

Son escasas las estadísticas sobre el numero de empresas de base tecnológica  en México pero una aproximación interesante se puede hacer a través del Registro Nacional de Instituciones y Empresas Científicas y Tecnológicas (RENIECYT) de CONACYT que tienen un total de 6,889 registros de los cuales el 73% corresponde a empresas, es decir 5,028 empresas que actualmente desarrollan actividades de desarrollo tecnológico, las cuales se encuentran distribuidas de la siguiente forma: Micro 38.7%, Pequeña 32.4%, Mediana 16% y Grande 12.7% .

En México según datos del INEGI (2013) existen 4.4 millones de unidades económicas de las cuales 94.6% son microempresas, 5.1%  son pequeñas y medianas y el resto son grandes empresas, por lo que podemos concluir que solo el .1% son empresas que pueden ser consideradas como Base Tecnológica, dato que no solo refleja la poca capacidad de desarrollo tecnológico del sector empresarial, sino que debe ser un factor determinante para considerar la generación de empresas de base tecnológica como un pilar estratégico de desarrollo.

Generación de Emprendimientos de Base Tecnológica

Colectivo Startblueup es consiente de la oportunidad que existe en la generación de empresas de base tecnológica para la creación de negocios rentables con un importante potencial de crecimiento e internacionalización de sus bienes o servicios.  

La Oficina de Transferencia Tecnológica  de Startblueup (OTT-SBU) tienen como objetivo principal la generación de empresas de base tecnológica, donde a través de metodologías propias realiza un análisis de tecnologías existente en Universidades, Centros de Investigación, inventores independientes para realizar la estrategia de Transferencia Tecnológica hacia nuestra unidad de negocio de Incubadora de Alto Impacto. Para dejar claridad en el concepto de “transferencia tecnológica” entiéndase como la adquisición o licenciamiento de una propiedad industrial por un medio formal o legal, por ejemplo: una patente de invención, un registro de modelo de utilidad, un diseño industrial, una marca, un aviso comerciales; un nombre comercial y secretos industriales, se requiere que la transferencia de la tecnología vaya acompañada del conocimiento tácito necesario para su adecuada apropiación, adaptación y aplicación en un proceso de innovación tecnológica y cambio técnico.

Startblueup: de la ciencia al mercado

Para ser mas claros con lo anterior se describe de manera mas específica el proceso que desarrolla Colectivo Startblueup para la generación de empresas de base tecnológica:

Validación Tecnológica

Esta es la actividad inicial para el proceso, ya que aquí es donde a través de un proceso de vigilancia tecnológica se define el grado de desarrollo de la tecnología, su novedad, su potencial comercial, el abanico de aplicaciones industriales o sociales que pudiera tener. La vigilancia tecnológica consiste en realizar una búsqueda y análisis de patentes y/o otras figuras de propiedad intelectual a nivel mundial en bancos de datos de la European Patent Office (EPO), United States Patent and Trademark Office (USPTO), LatinPat, Espacenet, y otras bases complementarias.

Se seleccionan palabras claves que describan la tecnología para la selección de patentes de interés de estudio, con esto obtenemos determinado numero de patentes que al cruzar los datos de las mismas para el análisis se puede obtener información estrategia como: en que países existe la tecnología y en que otros no; para visualizar mercados potenciales, quienes son los principales inventores; para detectar los especialistas en la materia, que empresas, universidades o centros de investigación son los dueños de tecnología similar; para detectar ya sea potenciales aliados, clientes o competidores  y que industrias y sectores aplican la tecnología; con la finalidad de validar el abanico de aplicaciones industriales.

Una vez desarrollado el anterior estudio se define el potencial de Transferencia Tecnológica de la patente, o en caso de no existir una tecnología similar se procede al desarrollo de la patente para su tramite ante el organismo correspondiente como lo es el IMPI e inmediatamente solicitar la extensión internacional a través de la PCT. 2

Validación Comercial

Utilizando el conocimiento obtenido en el proceso de validación tecnológica se procede a estudiar los factores de mercado para determinar la factibilidad de negocio de realizar la Transferencia Tecnológica. Aquí se investiga sobre la composición de la industria, la cadena de valor para ubicarnos como actor, quienes son los competidores, aliados, proveedores.

Se hace un análisis sobre el tamaño del mercado, su segmentación, la estrategia de lanzamiento y penetración del mismo, el contexto social, político y el marco legal para conocer las condiciones de los mercados a atacar, esto da la pauta para tomar decisiones en la estrategia de transferencia tecnológica, es decir, si el mercado es interesante pero existen empresas que controlan la industria y las barreras de entrada puede ser complicadas se busca licenciar a la empresa la tecnología con la finalidad de que esta pueda explotarla ya sea de forma exclusiva o no exclusiva dependiendo las condiciones del mercado, normalmente bajo esta figura se obtiene un pago inicial por la patente y se obtienen regalías en función a las ventas de los productos o servicios que tengan como base la tecnología transferida.

En cambio si se visualiza un mercado relativamente virgen o con muchos actores donde las barreras de entrada no son tan complejas lo que se buscaría es un emprendimiento que tenga como base la tecnología estudiada y las derivadas de la misma, esto con la finalidad de desarrollar capacidades que en un mediano plazo se consoliden como una ventaja competitiva que permita tomar el liderazgo del mercado a largo plazo, de esta manera el impacto es mucho mas positivo no solo para el dueño de la tecnología sino para todos los involucrados ya que esto genera una economía alterna que permite la generación de empleos, nuevas empresas, nuevas relaciones comerciales así como la generación de nueva tecnología a través de mas investigación y desarrollo.

Desarrollo del Modelo de Negocio

Una vez que se tienen detectados competidores, aliados, proveedores, mercado, segmento, precio, plaza, promoción, oferta de valor, y demás variables se procede a diseñar el modelo de negocio por el cual se busca operar el emprendimiento, a través de una sesión de creatividad y de brainstorming se definen varios caminos o posibilidades para la operación del negocio, cabe mencionar que este es un proceso evolutivo y que constantemente se tiene que estar revisando ya que conforme se esta en desarrollo y operación del negocio se pueden detectar mejores maneras de comercializar el producto/servicio, la manera en que se hace llegar el producto, como se presenta la oferta de valor, quien es el cliente objetivo, quien es el usuario, etc.

El Modelo de negocio es de lo mas importante del proceso ya que sin un modelo de negocio efectivo por mucho que el producto o servicio sea de alto valor no se podrá llegar al mercado objetivo sin las acciones, actores y estrategias adecuadas.


1 El término agrupa a trabajadores, aliados, accionistas y proveedores, entre muchos otros actores clave que se ven afectados por las decisiones de una empresa. Generar confianza con estos es fundamental para el desarrollo de una organización.

2 El Tratado de Cooperación en materia de Patentes (PCT) ofrece asistencia a los solicitantes que buscan protección internacional por patente para sus invenciones y asiste a las Oficinas en las decisiones sobre el otorgamiento de patentes, , los solicitantes tienen la posibilidad de proteger su invención a nivel mundial en 148 países.

Visto 10457 veces Modificado por última vez en Viernes, 31 Octubre 2014 22:00
José Serrano

DIRECCIÓN DE GESTIÓN TECNOLÓGICA

Experto en proyectos de base tecnológica.

Ha participado en la creación y certificación de la primera red OTT privada en México.

    

Valora este artículo
(0 votos)

823 comentarios

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.




The biggest bookie William Hill United Kingdom link.